domingo, 17 de marzo de 2013

Entra con Sol

Transnoche solitaria en Boedo. Escucho un tema tras otro: Miriam Makeba, Joanna Newsom, Sofía Viola, Bjork, Violeta Parra, Mariana Carrizo, Maria Joao, Elena Otero (único género compartido: mujer). Escribo letras que serán nuevas canciones. Preparo la lista de temas para las próximas fechas en escenarios después de meses de gorra por los bares. Transcribo las melodías de mis canciones para ser compositora inscripta (trámites en Sadaic iniciados!). Bajo los tracks de mi grabadora portátil a mi recuperada computadoñera. Busco material para los talleres. Elongo cada tanto y cada canto. (Mi bici placentera me lleva a todos lados, también a los dolores musculares.)

Mientras andaba hoy uniendo Belgrano y San Telmo, o Sala Alberdi con Plaza Armenia, le preguntaba a ese ser sagrado que llevo o me lleva a todos lados, qué pasa con este transcurrir soltando lo material que a veces me agarra medio patitiesa. Mis pensamientos tienen tanto sentido cuando los escucho rumiar al rodar, especialmente cuando hablo con mi ser sagrado (porque en realidad dejan de ser "míos") que quisiera poder desgrabarlos así como vienen, para poder manifestar mi particular manera de entender esta realidad. Por suerte están los versos, el ritmo, el canto. Ahí va, para todos los vos del mundo, desde los cerros a los que en un rato, desde mi cama, voy a viajar.




No hay comentarios:

Publicar un comentario